“PENALLLLLLLL SEÑOR JUEZ ESTEBAN OSTOJICH” FUE EL GRITO DE TODO EL ESTADIO Y LOS COMENTARIOS EN LAS REDES…

Luego del malestar de Peñarol por los jueces, Ostojich arbitrò a los aurinegros ante Fénix y fuè polemico con un penal que no cobrò

PRIMER TIEMPO

Muy buen primer tiempo de Walter Gargano, el que le dio claridad al juego carbonero, pero al equipo le faltó precisión para cerrar sus avances, que por cierto fueron muchos pero inocuos.
El público aurinegro volvió al CDS con la ilusión de ver por primera vez in situ a Facundo Torres y Agustín Álvarez Martínez jugando juntos. En los primeros 45 minutos no atestiguaron ninguna conexión peligrosa entre las joyas del club.

SEGUNDO TIEMPO

La tónica no cambió a la vuelta del vestuario y fue lógico, porque ningún técnico hizo variantes. El juego cayó en intensidad, pero pareció recuperarla a los 54′, cuando Gary Kagelmacher fue amonestado y mientras los jugadores de Fénix se amontonaron alrededor de Ostojich para pedirle algo más, Peñarol repuso rápidamente y dejó de cara al arco a Canobbio, quien disparó fuerte pero muy alto dejando pasar una buena chance.

La gran polémica llegó al minuto 73′, esa que promete una nueva queja de Peñarol contra los árbitros. Ceppelini fue a buscar un centro de Gargano y cuando subió, lo tocaron de abajo. Ostojich no vio falta y, por el contrario, entendió que el futbolista aurinegro simuló. Lo amonestó y así llegó a la quinta amarilla. Pero esa jugada, sumado a los ingresos de Ariel Nahuelpán, Ignacio Laquintana y Cristian Olivera despertaron a Peñarol. Entonces el partido se hizo capicúa, porque los 15 minutos finales tuvieron la misma intensidad (o mayor) que los del inicio del partido.

Pero no fue suficiente. Mejía en la última le sacó un disparo a Laquintana que iba al ángulo y Peñarol debió conformarse con un 0-0 que le significa dejar dos puntos por el camino. Fue castigo para un equipo que tuvo la pelota pero no tuvo la claridad para mandarla a la red y mucho premio para un Fénix que solo se defendió. Sin embargo, fue el que logró su objetivo: no perder.

Larriera “Terminamos cayendo en el embudo del rival”

“Nos faltó paciencia y precisión en el último pase. Perdimos dos puntos”, explicó Mauricio Larriera, director técnico de Peñarol.

Peñarol y Fénix igualaron 0:0 en el Estadio Campeón del Siglo, por la segunda fecha del Torneo Clausura.

Peñarol no pudo romper el cero y dejó por el camino dos puntos. Fue superior en lo futbolístico a un Fénix que se limitó a defenderse y que hizo negocio con el empate.

COMO NOS ESTAMOS ACOSTUMBRANDO EL FACHA CANOBBIO IMPARABLE, PERO SIN AYUDA…PIDE SELECCIÒN

Dominio territorial del aurinegro en la primera parte. El equipo de Larriera manejó el balón, intentó avanzar por banda con su juego atildado, pero cuando no fue cortado con falta, se repitió en envíos aéreos que facilitaron el trabajo del solvente triángulo final albivioleta. La realidad es que careció de profundidad y que, por lo tanto, no pudo romper el cero.

Complemento de mayor dominio territorial del dueño de casa. Alcanza con decir que el albivioleta no pasó el medio del campo. Se refugió en el fondo y aguantó a pie firme los embates de un aurinegro que se mostró ansioso por demás y al que le faltó de profundidad. Se volvió a repetir en centros intrascendentes. Realmente no bajó nunca los brazos: fue siempre al frente, pero no generó jugadas de peligro.

Vale subrayarlo: Esteban Ostojich, de discreto arbitraje, no pitó una evidente infracción penal en perjuicio de Pablo Ceppelini. Como tampoco expulsó a Gary Kagelmacher por haber agredido a Gonzalo Vega.

El reino del cero imperó. Y la bronca de Peñarol, también.

El retorno de un ídolo

Fabián Estoyanoff, ovacionado por los hinchas y saludado con afecto por sus ex compañeros.

Lolo… Fabián Estoyanoff recibió múltiples aplausos en su retorno al Campeón del Siglo. Volvió defendiendo la camiseta de Fénix, pero el hincha aurinegro no lo olvida y lo recibió como a un auténtico ídolo. “Lolo” saludó uno por uno a sus ex compañeros y mantuvo un simpático diálogo con Agustín Álvarez Martínez.

Estreno… Los jugadores de Peñarol vistieron la camiseta conmemorativa del 130° aniversario de la institución. Un modelo retro que recuerda a la casaquilla de la década de 1910, cuando el equipo comenzó a lucir las rayas verticales amarillas y negras. Presenta la particularidad de tener la parte central del cuello con solapas y cordones, dividida a la mitad por los bastones.  

Debutante… José Luis Rodríguez debutó en Fénix. El popular “Pumita”, quien ingresó en el correr del complemento, firmó contrato hasta fin de año.

Quinta Pablo Ceppelini fue amonestado y, por acumulación de cinco tarjetas amarillas, deberá cumplir un partido de suspensión. Se perderá el partido ante Boston River del próximo domingo 26, en Las Piedras.

Público… Se agotaron las entradas en el regreso de los hinchas al Estadio Campeón del Siglo, por la actividad local. La concurrencia fue de 16.000 personas, como lo indicaba el aforo del protocolo sanitario.  

Argentino… Nicolás Gaitán se pone a punto para la Copa Sudamericana. El delantero argentino tendrá minutos de fútbol en el amistoso frente a Juventud de Las Piedras, programado para el sábado en Los Aromos.

Cumpleaños… Darío Rodríguez, referente histórico de Peñarol, hoy en la función de asistente técnico, celebró el día de su 47 cumpleaños.

BOSTON RIVER SE SACO EL BICHO DE ARRIBA …

Boston River ganó tres puntos influyentes de visitante en su pelea por la permanencia, 2:1 a Rentistas con dos goles de Facundo Labandeira. El dueño de la victoria festejó por su eficacia.

Boston River conquistó un triunfo de esos que marcan en el anhelo de la permanencia y en la era de los “rivales directos”, 2:1 a Rentistas. El equipo de Ignacio Ithurralde se llevó un partido vertiginoso hasta el final, con ataques de los dos lados, e impuso su eficacia. Facundo Labandeira hizo los dos goles, el primero con anticipo en la pelota que bajó Alexander Machado y el segundo, también con astucia en el área para enviar el rebote del arquero Yonatan Irrazábal a la red.

La alegría del vencedor se originó por su mejor versión en ataque. Cuando encendió la conexión desde los volantes atacó por las bandas con Lozano volcado a campo rival por derecha y generó oportunidades. En la primera parte mostró más contundencia que llegadas en cantidad pero siempre mantuvo la expectativa.  José Alberti, en el mediocampo, Labandeira, Agustín Dávila, Bruno Barja y Alexander Machado fueron protagonistas en la permanente premisa de ir sobre el arco de enfrente.

Rentistas exhibió la imagen opuesta y sufrió una nueva derrota. Salió con decisión y presionó. El juego de Jonathan Urretaviscaya, el argumento más importante, y las ráfagas de Tabaré Viudez –antes de salir por una molestia muscular- ilusionaron a los rojos. El elenco de Martin Varini acumuló situaciones pero no definió. El arquero Gonzalo Falcón y la imprecisión incidieron en la desilusión. El local no bajó la guardia e insistió, sumó delanteros y acortó pero no le alcanzó. Terminó repleto de desencanto.

Deja un comentario